martes, 21 de marzo de 2017

Hexagonal Final de Concacaf - Jornada 3

Tras debutar en noviembre, la fase final de la eliminatoria de Concacaf para Rusia 2018 se reanuda este viernes, con lo que las selecciones de Norte, Centro América y el Caribe serán las quintas y últimas en entrar en actividad futbolística en los partidos de eliminatoria de marzo.
Antes jugaron los equipos de Asia, Sudamérica y Oceanía el día jueves; mientras que Europa entró en actividad el mismo viernes por la mañana.

Trinidad & Tobago vs United States Soccer
Con apenas dos partidos jugados en esta fase final, las seis selecciones de la Concacaf que siguen persiguiendo la clasificación a Rusia 2018 aún tienen mucho por disputarse, pues quedan muchos juegos pendientes y nada está claro. Pero dependiendo de lo que ocurra en esta jornada tres, y en la cuatro, que se disputará el próximo martes, las selecciones que se desempeñen bien ya pueden obtener una ventaja que les de tranquilidad, y quienes lo hagan mal podrán entrar en una crisis que empezará a complicárseles.


Trinidad y Tobago vs. Panamá

A las 17:00 hora del centro de México en Puerto de España, Trinidad y Tobago

La actividad se abre con el encuentro que menos llamará la atención de los aficionados cuyos equipos no juegan en Concacaf, pues se trata de los dos países participantes que menos experiencia y reconocimiento internacional tienen. Mientras Panamá es el único equipo con vida que aún no ha jugado una Copa Mundial de Futbol, Trinidad y Tobago tuvo su única experiencia mundialista hace 11 años, y hoy puede considerársele el equipo más débil de la Hexagonal, pues ni siquiera lograron clasificar para la Copa de Oro que se jugará en el verano de este año, quedando desplazado por otras selecciones del Caribe como Martinica.

Tal y como se esperaba, Trinidad y Tobago tuvo un mal inicio de eliminatoria, y hoy tiene cero puntos, por lo cual es una de dos selecciones que no pueden permitirse perder en esta tercera jornada, pues de lo contrario pueden terminar con una seria desventaja respecto a la zona de clasificación.
Panamá, por su parte, ha tenido un buen inicio, invictos y con cuatro puntos, y superar a su rival más débil confirmaría que tienen esperanzas reales de hacer de Rusia 2018 su primer mundial.

Panamá ha tenido problemas para marcar goles, pues su única victoria se la debe a un solitario gol de Fidel Escobar ante Honduras. Trinidad y Tobago puede ser el equipo adecuado para mejorar su máquina goleadora, aunque los canaleros vienen de tener resultados contrastantes ante equipos del Caribe en la fase anterior. Si bien ganaron con claridad en sus dos duelos contra Jamaica, apenas pudieron marcarle un gol a Haití.

Enfrentando a equipos de América Central, los Guerreros de Soca fueron superiores a Guatemala en la fase anterior, pero en esta Hexagonal ya iniciaron con derrotas ante Honduras y Costa Rica. Después de este partido les tocará jugar contra los dos gigantes del área: México y Estados Unidos, así que esta bien puede ser su última llamada.

A favor de Trinidad está el hecho de que vienen con un nuevo director técnico. En diciembre, contrataron al belga Tom Saintfiet para remplazar a Stephen Hart, pero si bien esto puede cambiarles la cara, sus resultados en la eliminatoria de la Copa del Caribe no invitan al optimismo. A su favor, tuvieron una victoria de 2-0 sobre Barbados en un amistoso.

México vs. Costa Rica

A las 18:50 desde el Estadio Azteca

Selección Mexicana


Este es el platillo fuerte de la jornada. Pues además de ser un clásico de la Hexagonal Final, es el duelo directo entre los dos líderes de la eliminatoria de Concacaf, quienes buscan consolidarse en la cima, y en ambos casos superar el reto más difícil que les queda.

Costa Rica ha tenido un inicio espectacular, y con dos victorias, es la única selección que tiene 6 puntos. Eso, es justo lo que necesitaban antes de meterse a una de las aduanas más temidas de Concacaf, el Estadio Azteca. Pero si alguien sabe como faltarle el respeto al Coloso de Santa Úrsula son los ticos, quienes no sólo se juegan el pase a Rusia 2018. Tras llegar a los cuartos de final de Brasil 2014, superando a Inglaterra e Italia en el grupo de la muerte, esta campaña puede hacer que los centroamericanos se apunten como nuevos gigantes del área, sobre todo si Estados Unidos sostiene su crisis.

Los encuentros más recientes para Costa Rica fueron en la Copa Centroamericana, donde tuvieron un desempeño mediano y donde nunca supieron disputar el título contra Honduras, aunque se trató de un torneo a donde no fueron con sus mejores hombres.

México, también llega con optimismo. El sorteo de juegos mandó a que la selección mexicana iniciara su calendario con dos de los partidos más difíciles de toda la Hexagonal, cosa nada buena para un equipo que llegaba plagado de dudas tras la humillante derrota por 7 goles ante Chile en la Copa América Centenario. Pese a la crisis se dio confianza a Juan Carlos Osorio, y el colombiano parece haber recompuesto las cosas al salir avante de esos dos duelo.
Primero terminó con la hegemonía de Estados Unidos sobre México al derrotarlos como visitantes en un debut de ensueño, y luego sobrevivió a la visita a un Panamá que buscaba vengar su injusta caída en la pasada Copa de Oro. Tras esas dos visitas seguidas, el equipo se presenta ante su público en la Hexagonal Final, y si sacan el triunfo, sabrán que habrán dejado atrás lo más difícil de su camino a Rusia.
El problema es que la afición de México no ha terminado de sentirse cómoda con Osorio, y se tiene la impresión de que el Azteca será más una presión para México que un apoyo. Si la Federación del país dio confianza al colombiano, los aficionados no han terminado de perdonarlo, y si no les gusta lo que ven en la cancha, donde la mayoría no se dará por satisfecha con nada que no sea una absoluta superioridad sobre los Ticos, las rechiflas pueden acabar por pesar en el ánimo mexicano y beneficiar a la visita.
Otro problema para México son las lesiones. Osorio llamó al mejor equipo disponible, pero en este hay ausencias claves como dos Santos, Corona y Javier Aquino. Habrá que ver como se adapta el equipo a la falta de estos.

El liderato de la eliminatoria de Concacaf está en juego en este duelo.

Estados Unidos vs. Honduras

A las 20:50 hora del centro de México en San José, Estados Unidos

No sorprende ver a Trinidad y Tobago al fondo de la tabla con cero puntos, pero si sorprende ver a Estados Unidos en esa posición, y sin embargo, ahí están. El equipo de las barras y las estrellas firmó el peor inicio de su historia en una Hexagonal Final, y tras perder con México en casa, hicieron un viaje a Costa Rica donde fueron humillados al son de 4-0.


Si la afición del país vecino llevaba un rato sin estar del todo satisfecha con Jürgen Klinsmann, este par de derrotas fueron la gota que derramó el vaso, y el alemán puso fin a su largo trabajo al frente del equipo. Para manejar la crisis, recurrieron a un viejo conocido, y a la primera persona que los hizo un equipo de respeto, Bruce Arena, una de las más odiadas figuras por la afición mexicana.

Con Arena al mando, Estados Unidos ya tuvo dos poco espectaculares juegos amistosos, donde derrotaron por 1-0 a Jamaica, y donde empataron a ceros con Serbia. Pero los amistosos cuentan poco, y la misión de el nuevo técnico es clara, corregir el camino, y no volver a sufrir en la eliminatoria de Concacaf para el mundial. Su primer reto es Honduras.

Hasta hace poco, los catrachos estaban en una crisis propia, que ya se extendía por un par de años, pero finalmente parecen haber corregido el camino. Si el año pasado estuvo incluso en duda que alcanzaran la Hexagonal Final, y si no tuvieron el mejor inicio al perder en casa ante Panamá. Los centroamericanos, que buscan jugar su tercera Copa Mundial consecutiva, encontraron un poco de oxígeno derrotando a Trinidad, y finalmente mostraron buen futbol al coronarse campeones de la pasada Copa Centroamericana, lo que, además, los llevó a ser cabezas de serie de la próxima Copa de Oro.

El problema puede ser para ellos que en la Copa Centroamericana, no se enfrentaron a la mejor versión de sus rivales, y si realmente vienen mejores días para ellos, deben demostrarlo en las grandes ligas, la eliminatoria.

Por ello, este duelo resulta de lo más atractivo, pues para los dos rivales significa el confirmar que han corregido sus errores, o el volver a los problemas con los que iniciaron la eliminatoria. En ambos casos, el resultado pesará mucho en el ánimo de ambos de cara a los 8 encuentros restantes.

Honduras sólo ha derrotado una vez a Estados Unidos, pero cuando lo lograron fue precisamente de visitantes en 2001. La diferencia es que ése fue probablemente el mejor equipo de Honduras de la historia. ¿podrán ahora obtener un resultado positivo? 




Todo sobre la eliminatoria Concacaf Rusia 2018 aquí

No hay comentarios.:

Publicar un comentario