jueves, 6 de octubre de 2016

Comienza la ronda final de la eliminatoria de África para Rusia 2018

Entre las cuatro confederaciones que tendrán actividad en las eliminatorias, este octubre tendremos los primeros partidos de la ronda final de África.

Son los primeros partidos que juega el continente desde el final de la segunda ronda, en noviembre del año pasado, y como es costumbre en África, no se disputarán en una fecha fija, sino que se irán desarrollando en diferentes días a lo largo de toda la fecha FIFA.

La actividad comenzará mañana viernes, y concluirá el domingo.

Costa de Marfil contra Guinea Copa Africana 2015
El primer partido será el de Ghana contra Uganda, que corresponde al grupo E. Ghana ha jugado todas las copas del mundo desde 2006, y ha sido uno de los mejores africanos en la escena mundial, mientras que Uganda llega a una ronda final por primera vez, por lo que el partido parece favorecer a la Estrellas Negras.
El grupo E se completa el domingo, con el encuentro entre Congo y Egipto, dos países que nunca o rara vez han ido a un mundial, pero que suelen ser contendientes, o en el caso de los faraones, incluso potencia en África. Por ello será un partido muy interesante que demostrará si están a la altura para competir por el pase a Rusia 2018.

El domingo también juegan Túnez contra Guinea, Argelia vs. Camerún y Zambia contra Nigeria
El Zambia contra Nigeria tendrá puestos los reflectores por ser el primero de los partidos del grupo de la muerte, ese donde también están Argelia y Camerún, por lo que tres potencias que jugaron en Brasil 2014, juegan entre sí por un sólo pase.
Zambia parece el débil del grupo, pero tampoco es un flan, de hecho ha sido muchas veces campeón de África, y se ha quedado a la orilla del mundial, podría llamársele el mejor equipo del continente que no ha llegado a la máxima fiesta del futbol.
Contra una Nigeria con problemas económicos, y en una crisis que le impidió clasificar a la Copa Africana 2017, parece una buena oportunidad para que los zambianos se posicionen, pero las águilas verdes deben desde el principio salir a demostrar su calidad.
El grupo de la muerte se completa con el juego que cierra la jornada, a las 2:30 de México, y que promete mucho. Argelia es el obligado a ganar al ser local, y al ser el mejor sembrado del continente. Además, fueron el equipo de África más destacado en Brasil 2014, donde pasaron a octavos y pusieron contra la espada y la pared a Alemania, por lo que tienen que mantener esa calidad y recuperar el poder que años atrás tuvo el norte de África.

En el grupo A, Túnez es el gran favorito, y tendrá que demostrarlo iniciando fuerte contra Guinea, otro de los equipos fuertes de África que nunca ha llegado a un mundial. Guinea se vio azotado por el ébola hace un par de años, y no pudo siquiera jugar en casa. Pero aún así hicieron un buen papel en un competitivo grupo de la pasada Copa Africana, y un buen resultado de inicio los mete de lleno a la pelea, no tienen nada que perder en su duelo más difícil.
El grupo A se completa con la República Democrática del Congo recibiendo a Libia. El Congo es un equipo irregular que parece estar en un buen momento, pero debe de demostrarlo. Libia es el clasificado sorpresa a esta ronda de la eliminatoria, y aparece por tanto como una incógnita, aunque no les fue bien en la eliminatoria para la Copa Africana 2017.

Este juego será el sábado, cuando también se miden Gabón contra Marruecos y Costa de Marfil contra Mali, todos ellos ubicados en el grupo C, y donde los marfileños, campeones de África, son favoritos. Mali, que siempre se queda en la orilla, pero fue semifinalista en la pasada copa continental, y Marruecos, antigua potencia que lucha por resurgir, prometen dar pelea y demostrarán ahora con que vienen.

También juegan el sábado Burkina Faso contra Sudáfrica y Senegal contra Cabo Verde.
Burkina Faso se quedó en la orilla de debutar en Brasil 2014 en una muy emocionante eliminatoria directa contra Argelia, que acabó por destacar en la copa, y esperan poder dar ahora el pasito que les falta. Su rival de inicio, Sudáfrica, tuvo una deprimente eliminatoria para la siguiente copa continental a la cual no clasificaron, por lo cual andan metidos en una crisis.
No han aprovechado el desarrollo del juego que debieron lograr con el mundial en casa, y si empiezan perdiendo les lloverán críticas, pues el país pretende ser potencia continental, aunque su técnico dice que su único problema es definir, y que en cuanto lo resuelvan serán temibles.
Senegal es cabeza de grupo, y quiere volver a un mundial donde sorprendió en 2002, pero no se les ha vuelto a ver. Cabo Verde es una selección que brilla por arriba de sus posibilidades, un pequeño archipiélago que lleva años dando lata a los grandes y colándose en instancias importantes a nivel continental; de hecho se quedaron fuera de la pasada eliminatoria en la mesa, y no en la cancha, tras unos problemas con Túnez. No tienen nada que perder, y será emocionante ver si pueden dar sorpresas y meterse a la pelea, pueden caer de cualquier lado de la moneda



Todo sobre la eliminatoria África Rusia 2018 aquí

No hay comentarios.:

Publicar un comentario